Friday, 11 August 2017

Despreaciable arbitrariedad

Por: Kang Soo Min.

Al parecer para algunos hombres nuestra vagina es una más de sus armas. Con nuestra propia vagina nos violentan, nos matan. Con nuestra vagina cobran sus deudas, sus venganzas.

La toman en sus guerras, como si fuese un objeto más con el que atacar, con el que su machismo y falsa superioridad (sobre el enemigo y sobre nosotras) genera triunfos sinsentido y una despreciable arbitrariedad.

Usen sus penes como armas, corténselo a su enemigo, cápense entre ustedes pero a nosotras y a nuestras vaginas ¡déjennos en paz!

Derechos reservados ©

Leer: Una líder asesinada: ¿las mujeres siguen siendo un arma de guerra?

No comments: